El diablo se viste a la moda



En este libro encontramos las experiencias de Andrea Sachs, una chica común y corriente que luego de terminar su carrera como periodista encuentra trabajo como asistente de Miranda Priestly, editora de la revista de modas: Runaway.

No creo que tenga que contarles la historia, digo, cualquiera que haya visto la película debería tener una clara idea de lo que se trata el libro (el cual no varía demasiado).

Personalmente, tengo que admitir que como película es bastante entretenida, justo el tipo de película que vería con mis amigas una y otra vez. Sin embargo, la historia en general no me agrada.

Una chica inteligente con esperanzas de triunfo y un marcado desinterés sobre moda y esas cosas que casualmente llega a ser asistente de la mujer más importante en moda, es algo simplemente tonto, pero más que eso, el hecho de que una persona así termine por confundirse a tal grado que dejaría de lado todo lo que tiene por satisfacer al ogro que tiene por jefe en un intento desesperado de avanzar un escalón en su carrera cuando bien pudo haberse esforzado y hacerlo a su modo desde el principio, es algo que simplemente no me termina de gustar.

Como dato adicional, siempre sacado de la sabia Wikipedia (que no miente), se dice que Lauren Weisberger, autora del libro, se basó en su experiencia como asistente de Anna Wintour en la revista Vogue, quien es conocida por su carácter fuerte y peticiones imposibles de satisfacer.

0 comentarios:

Publicar un comentario